¿Cómo heredo si no hay testamento?

Cuando alguien muere sin haber hecho testamento surge la duda de que pasa con la herencia que ha dejado, y a quien le corresponde la misma.

Lo que ocurre en este caso, es que como el fallecido no ha establecido quiénes son sus herederos, es la ley la que determina quienes son y en que proporción heredarán estos. La herencia se atribuye a los parientes del difunto, por orden de prioridad heredarán primero los descendientes (hijos) en partes iguales, a falta de hijos y otros descendientes (nietos) lo harán sus ascendientes (padre y madre) a partes iguales. Si no hubiese descendientes ni ascendientes, heredara su cónyuge viudo.

En el caso de que no existiese ninguno de estos parientes, serán llamados a heredar los más cercanos en grado colateral (los hermanos de la persona fallecida), para el caso de que un hermano hubiese muerto antes serán herederos sus hijos, es decir los sobrinos del fallecido.

Para poder ser considerado como heredero se debe proceder a la declaración del mismo como tal, lo cual se llevará a cabo mediante la denominada como Declaración de Heredero ab intestato.

Tras la realización del inventario de los bienes, derechos y obligaciones dejados por el difunto, se procederá a la aceptación de la herencia por parte de los herederos.

La aceptación puede tener dos formas, simple y pura o a beneficio de inventario. Cuando se acepta una herencia de manera simple y pura, se acepta tanto el ACTIVO (dinero, bienes inmuebles, bienes muebles, ajuar….) que componen la herencia, como el PASIVO (deudas y cargas), siendo el mayor riesgo de esta forma de aceptación de la herencia la de que de estas cargas y deudas herederas se deberá hacer frente por el heredero no solo con los bienes de la herencia, sino también con los bienes propios, indistintamente.

Cuando se acepta la herencia a beneficio de inventario, significa que el heredero no responde de las obligaciones del causante ni de las cargas hereditarias con los bienes propios, sino únicamente con los bienes de la herencia.

Llegados a este punto se procederá al reparto de la herencia entre los herederos, en proporción a la cuota que a cada uno de ellos le corresponde.

No comments yet.

Leave a Reply

Your email address will not be published.